Escala ascendente

Publicado en (E-510, Fauna, Rural, Virados) por rpg el 24-07-2010

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , ,

A veces vemos imágenes en las que la información es transmitida exclusivamente por la silueta o perfil, ya que carecen normalmente de texturas e incluso de un rico elenco de tonos. Imágenes simples por su naturaleza, pero suelen ser atractivas, al menos a mí me gustan. Hoy subo un intento de este tipo de imágenes, para ello he rescatado del archivo una fotografía de marzo. Los curiosos o adictos al RAW veréis que la imagen original está algo subexpuesta y no presenta demasiado interés, está blanda de contraste y de texturas, no digamos ya de color pero tiene algo que para este tipo de fotografía es imprescindible, contiene elementos bien contrastados del fondo por lo que decidí intentarlo con ella.

Resumiendo el procesado decir que consiste en ajustar la exposición, el punto negro y aplicar una curva en S ‘agresiva’ mediante LR y luego con PS le he quitado algunas manchitas negras (otras aves), es reflejado horizontalmente la imagen, la he redimensionado, máscara de enfoque y borde oscuro. De todo esto quizás lo menos evidente es lo del reflejado horizontal, que se debe a que a que ‘a mi mente’ le gusta más así, no sé, me resulta más positivo el recorrido ascendente de izquierda a derecha, imagino que algún psicólogo tendrá explicación para esto, pero de momento dejémoslo en el subjetivo mundo de los gustos.

escala ascendente

Haz clic en la imagen para verla a tamaño completo



Libélula -o- Dragonfly

Publicado en (E-510, Fauna, Macro, Urbana) por rpg el 20-07-2010

Etiquetas: , , , , , , , , ,

La mayoría de las cámaras compactas casi de cualquier categoría tienen un ajuste para fotografía macro. Su selección se traduce en que el mecanismo de autofoco de la cámara busca el punto a enfocar en una zona cercana al objetivo, sí sí, sólo eso. Y es que la disciplina fotográfica del macro es mucho más compleja de lo que a priori pudiera parecer. Por fotografía macro entendemos fotografías con gran factor de ampliación, o lo que es lo mismo, haciendo que cosas pequeñas ocupen mucha superficie en el soporte (normalmente el sensor de la cámara). Así se habla del factor de ampliación como la relación entre la dimensión en el soporte del elemento fotografiado respecto y la dimensión real del mismo. No existe un único criterio a la hora de decidir qué rango de factores de ampliación corresponden a lo que técnicamente se podría denominar fotografía macro, y menos ahora, donde existen multitud de tamaños de sensor y sensores con cada vez más resolución que permiten recortes importantes de la toma con calidad sobrada para su reproducción en múltiples medios. Olvidándonos de estos tecnicismos, cualquiera puede ‘detectar’ en una fotografía ese ‘sabor macro’ fundamentalmente por dos factores: normalmente son primeros planos de cosas pequeñas y segundo por la profundidad de campo. Las dos cosas están relacionadas entre sí, porque para conseguir grandes factores de ampliación normalmente necesitamos estar cerca del objeto fotografiado y usar distancias focales importantes (aunque esto último no es estrictamente necesario), ambas características afectan a la profundidad de campo de la imagen reduciendo la misma. Existe una técnica de procesado muy popular últimamente que se denomina ’tilt-shift’ y que consiste en reproducir el efecto que se consigue con objetivos del mismo nombre. Entre otros efectos, una posible aplicación de estos objetivos permite obtener visiones aparentemente miniaturizadas de escenas convencionales y todo ello es debido a que tienen un foco muy muy selectivo, mucho más que el que se consigue con lentes convencionales por muy luminosas que sean. Es decir, la profundidad de campo en una imagen funciona en cierto modo en nuestro cerebro como un elemento que nos da idea del tamaño del objeto fotografiado y que observamos en un medio de reproducción bidimensional.

Todo este rollo viene a que la fotografía que he escogido para iniciar esta nueva etapa filosofal es una fotografía macro, claro está. Se trata de una libélula, ese insecto feo como él solo, pero que muestra un diseño natural difícilmente mejorable por la técnica humana actual y que quizás por ello nos atraiga con tanta fuerza. En esta primera imagen se ve de cuerpo entero, y el proceso se ha limitado a ajustar el punto negro (ver nota 1), ajustar levemente la curva de tono y a un recorte. La imagen tiene sabor ‘macro’ pero haciendo números así por encima tendrá un factor de ampliación del orden de 1/5, lejos de lo que suele denominarse macro, pero la distancia del fondo hace que este salga completamente difuminado debido a la profundidad de campo en las condiciones de la toma.  Probablemente si el fondo hubiese estado más cerca, nuestro cerebro ‘interpretaría’ la fotografía de otro modo, por eso digo que en fotografía macro ‘no todo es factor de ampliación’.

libelula dragonfly 1

Haz clic en la imagen para verla a tamaño completo


La segunda imagen que presento en este artículo sí que puede ser catalogada sin ningún género de dudas como ‘macro’, aunque curiosamente el factor de ampliación conseguido en la toma original no sea mucho mayor que el de la fotografía anterior. Pongamos que sea del orden de 2/5, vale, de acuerdo que es el doble, pero todavía lejos de un valor próximo a la unidad. El caso es que el procesado ha consistido en ajustar el punto negro, ajuste de curvas y recorte, siendo en este caso el recorte mucho más evidente que en el caso anterior. Esto me sirve para ilustrar una de las afirmaciones que he realizado anteriormente y que resumiendo viene a decir que hoy día, no es suficiente recurrir al factor de ampliación para poder clasificar una fotografía como macro o no. En este caso, si a alguien ajeno a la imagen le preguntáramos si con un factor de ampliación de 2/5 tenemos una fotografía macro, probablemente diría que lo más seguro es que no, pero a la vista del resultado final, casi nadie lo dudaría. Los sensores de nuestras cámaras digitales tienen cada vez mayor resolución, lo cual permite realizar recortes (como es el caso) sin que sea evidente, al menos si la reproducción se hace en algunos medios como un monitor o formatos de papel pero relativamente pequeños. En este caso, la artimaña digital del recorte convierte esta imagen en una imagen con un factor de ampliación que ronda la unidad y por eso sería difícil encontrar a alguien que con la sola información que proporciona la imagen dudara de su tipología dentro del macro. Por otro lado en este caso, el fondo es algo más atractivo (al menos a mí me lo parece) que en la fotografía anterior, es más oscuro, lo cual resalta el objeto principal de la fotografía y además tiene unos tonos verdes que son siempre muy agradecidos ;-)

libelula dragonfly macro

Haz clic en la imagen para verla a tamaño completo


nota 1: Aunque creo que lo seguiré indicando, no considero que el ajuste del punto negro (lo que Adobe denomina ‘negros’) sea una corrección sobre la toma original propiamente dicha. Digo esto porque considero que en general los productos de adobe tienen algo abandonadas algunas marcas como en mi caso Olympus. El caso es que dan soporte para el revelado de los RAWs, pero los valores por defecto que usan para los mismos no están ni por asomo nada optimizados. Sin embargo, en Canon y Nikon, usan los datos EXIFs propios de la marca para revelar con unos u otros parámetros de modo que el resultado se aproxime más al procesado que se realizaría si el revelado a JPG se hiciese en la cámara o con el SW propio de la marca. Pero esto es otra historia, y tal vez en un futuro escriba algo sobre ella ;-)…

Hoja de ruta

Publicado en (Uncategorized) por rpg el 19-07-2010

Es cierto, ando desconectado últimamente por unos u otros motivos que no vienen al caso, si bien es cierto en que tengo en mente introducir algunos cambios. Cuando comencé en esta aventura de la fotografía más en serio, que básicamente comencé más o menos al mismo tiempo que con el fotoblog, pensé en algo que pudiera servir para dos cosas fundamentalmente: ‘Aprender’ y ‘Enseñar’.

Sobre lo primero, aprender, tengo que reconocer que creo haber aprendido muchas cosas a la vez que me he dado cuenta de que todavía hay mucho por aprender en el vasto mundo de la fotografía. Sin embargo, no siento que la mayoría de lo poquito que sé haya venido de mano del fotoblog, al menos del mío. ¿Y cómo esperaba yo aprender de lo mío? Pues bien sencillo, a través de la re-alimentación que suponen los comentarios críticos y cuando digo críticos no me refiero solamente a los negativos, sino también a los positivos, eso sí, siempre desde un prisma constructivo. No quiero decir con esto que no me haga ilusión ver que una fotografía que publique despierte un interés especial, cosa que puedo detectar a través del número de comentarios positivos, el caso es que reflexionando sobre el tema he llegado a la conclusión de que quitando los comentarios cautivos (como yo te comento, tú me comentas) y los que sirven para mostrar vuestro agrado por tal o cual fotografía hay realmente muy pocos comentarios críticos que me puedan hacer cambiar, evolucionar, mejorar (o empeorar, nunca se sabe) en definitiva, moverme hacia otro estilo, un estilo, algo con estilo ‘propio’ que no necesariamente bueno o agradable… He estado pensando en quitar los comentarios de las entradas pero quizás sea demasiado radical porque de este modo la posibilidad de aprender por este medio se desvanecería. También he pensado en implementar un sistema de esos de votación por estrellas para que pudierais dejar vuestra impresión de un solo clic sin necesidad de escribir nada. En definitiva, en este aspecto estoy un poco liado, todo lleva su tiempo y no dispongo de mucho últimamente y menos para andar haciendo pruebas, por ello quiero ‘usaros’ para que me deis vuestra opinión o aportéis ideas, estaré encantado de leerlas y apropiármelas si me parecen buenas ;-)

Queda el otro aspecto, enseñar; resulta que hay muchos recursos con los que aprender, quizás demasiados, pero eso es lo que tiene el fantástico mundo del www. En algunos de ellos puedes aprender fotografía desde el punto de vista más técnico explorando conceptos como composición, exposición, luz, color, mensaje, encuadre, técnicas concretas de un tipo de fotografía (retrato, social, urbana, paisaje, macro, estudio, iluminación artificial…)…, vamos, todo un elenco de opciones y alternativas para estar devorando documentos durante una buena temporada. Una vez aplicadas algunas de estas técnicas sobre un soporte, que hoy día normalmente es digital, viene el revelado. Aquí se abre de nuevo toda una colección de filosofías acerca del proceso de revelado, qué está permitido y qué no, qué es lícito y qué no… no voy a ser yo quien resuelva este tema, no sería capaz por muchos motivos, pero lo que es cierto que tanto los que suelen disparar en RAW como en JPG tienen que revelar. En el primer caso se deja la tarea al SW con más o menos ‘personalización’ del fotógrafo mientras que en el segundo es el SW de la cámara el que se encarga de realizar lo propio. Los que me conocéis, sabéis que en general no aplico procesados de revelado o ajuste demasiado extremos, no porque me las de de purista ni nada por el estilo, más bien es porque en general no me gusta el resultado, algo que entre otras cosas puede ser debido a que no lo domino demasiado… Eso sí, de vez en cuando saco los pies de la palangana y suelto algún que otro experimento ;-) El caso es que preparar una entrada intentando explicar algo es realmente ‘time consuming’, como dirían los angloparlantes, y la verdad es que sin saber el interés que pueda tener, no me motiva demasiado. En este aspecto prefiero la realimentación, es decir, si alguien está interesado en conocer el proceso llevado a cabo, que pregunte ;-). Para ello yo voy a poner de mi parte y el las fotografías a partir de ahora va a haber más versiones además de la definitiva o mostrada por defecto. Cuando el procesado sea llevado a cabo sólo con ajustes básicos (ahora uso para ello LightRoom) habrá una versión por cada elemento modificado o grupo cuando las modificaciones sean demasiado directas o simples. Cuando el revelado tenga algo más, como combinación de diferentes revelados, tratamiento por zonas o cualquier cosa que necesite de PhotoShop voy a incluir un enlace al archivo .psd en baja resolución que contendrá todas las capas usadas en el procesado, de ese modo, la mitad de las dudas que puedan surgir al efecto podrán ser resueltas con el simple análisis directo del archivo y las que no de nuevo vía pregunta ;-)

En definitiva, como podéis comprobar, lo que quiero es que nuestra relación cambie o evolucione, según se mire, espero que después de esto sigamos siendo amigos ;-P. Voy a intentar volver a ser un poco cascarrabias en relación a los comentarios y claro, aunque no lo parezca eso hará que el número de los comentarios que haga también disminuya. Espero que me lo tengáis en cuenta y que hagáis lo propio conmigo aunque un simple comentario de agrado por la imagen de vez en cuando no será censurado ;-P

Bueno, sé que los que habéis llegado hasta aquí leyendo os habéis chupado un ladrillo infumable, pero es que de vez en cuando hay que explicar las cosas porque ayudan a ordenarse los pensamientos